Automotriz/Smart

A fondo y a detalle: smart Fortwo 2016.

Decir que el nuevo Fortwo es totalmente diferente pudiera incluso quedarse corto al describir el mini auto de Daimler, y es que, efectivamente, el coche es completamente distinto.

Vamos, que hay quienes dicen que no parece smart, que bien podría pasar por el nuevo iQ o que es un Renault Twingo recortado. Sin embargo, me atrevo a decir que el carro es un smart, ha mejorado, y bastante.

Si bien es cierto que de la segunda a esta nueva y tercera generación el smart perdió muchas de sus señas particulares – pods en el tablero, switch de ignición detrás de la palanca – también es verdad que ha ganado muchas cosas que lo ponen al día en seguridad y en tecnología. Y eso, junto al acercarse a un coche “normal” a excepción del tamaño, le ayudará a ganarse adeptos.

Sigue teniendo su característica celula de seguridad expuesta por lo general de un color distinto al de los paneles que siguen siendo intercambiables. Es decir, mantiene el ADN.

El nuevo smart no pretende ser un micro-Mercedes, aunque tiene todo el derecho de serlo, si ya disfrazaron al Toyota iQ de Aston Martin, no veo porque el Fortwo 453 no podría llevar la estrella de 3 picos si Daimler lo decidiera: los acabados y materiales utilizados han mejorado, hasta el sonido de las puertas es más sólido.

Por fuera el auto se ve más robusto, no tan frágil, increiblemente casi 10 cms. de anchura se notan, y más comparándolo con la que es ya la generación anterior que dicho sea de paso se ve flaco, débil y aunque duela decirlo: un poco pasado.

El Fortwo 2016 puede llevar luces diurnas LED y luces de niebla, cosa que en la segunda generación no era posible, antes era una u otra opción, no ambas.

Otro cambio que más bien parece retroceso es que lleva reflectores en lugar de proyectores. Se le perdona porque ahora las luces diurnas también son nocturas y permanecen prendidas a todas horas.

Siendo el 453 más trompudo con su nuevo cofre, la batería se muda de la parte delantera del pasajero a un lugar convencional: bajo el capo, el cual, aunque de apertura similar al modelo saliente, es lo suficientemente distinto como para tener que practicar antes de dominar la técnica. Líquidos vitales también habitan aqui. Y no se preocupen por los amantes de lo ajeno: el cofre tiene cerradura.

La parte trasera lleva pilotos simétricos en todos los mercados y por primera vez llevan luces traseras de niebla incluso los autos importados a Estados Unidos. La unidad que aqui vemos tiene el paquete opcional de iluminación en LEDs.

Sigue teniendo su clásico compartimento secreto en el portón trasero.

Un cambio que pareciera no ser importante, pero que sin embargo si lo es, es que lleva rines de 4 birlos. Antes llevaba 3 birlos. ¿Por qué es importante? Porque al llevar ruedas convencionales se abre la posibilidad de montar infinidad de modelos con diseños innumerables de rines.

Mecanicamente también ha cambiado y se ofrece ahora con el motor 0.9L Turbo de 3 cilindros y 89 HP de origen Renault pero que curiosamente está ensamblado en Japón, tal vez en alguna planta Nissan. Por primera vez hay transmisiones a escoger: caja manual de 5 marchas o automática de doble embrague llamada Twinamic con 6 cambios. El rendimiento oficial es muy similar al del modelo anterior,aún cuando el auto es relativamente más pesado y potente: 32 MPG en ciudad y 39 en autopista. En otros mercados se ofrece el motor 0.9L atmósferico de 3 cilindros y 71 HP.

Pasando al interior, vemos un mundo de diferencia, todo con más enfoque a la presentación, comodidad y tecnología. Es por eso que vemos materiales suaves al tácto, costuras visibles en algunas versiones y en un intento de volver a sus raíces: tenemos uno de los tableros más modernos e innovadores del segmento.

Los asientos siguen teniendo el reposacabeza pegado al respaldo pero son más cómodos y estrenan ajustador de altura.

Estrena volante multifunciones, panel de instrumentación a colores, y si bien ha perdido los espacios de almacenamiento al lado del volante la verdad es que solo se han ido a la consola central,

La guantera pasa al lugar convencional y aunque de apertura pequeña es lo suficientemente grande como para guardar los papeles del auto. Tiene además una especie de repisa sobre ella.

Podría seguirle, pero para no quitarles más tiempo el día de hoy ya mejor le paro, pero esperen pronto más detalles y lo más importante: la prueba de manejo. Estén pendientes.

alsrac

Anuncios

2 pensamientos en “A fondo y a detalle: smart Fortwo 2016.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s